Perelada Finca la Garriga 2015 DO Empordà

18

Vino tinto 75cl :100% cariñena

Finca la Garriga 2015 - Bodega Perelada -  100% cariñena  - DO Empordà

El vino Perelada Finca La Garriga es un vino tinto crianza monovarietal de viñas viejas de Samsó (Cariñena), viñas de más de 50 años ubicadas en la Finca La Garriga de Castillo Perelada en la DO Empordà, en una orografía suave y llana.La expresión de este vino se caracteriza por una identidad muy definida. Aún con un clima marcadamente mediterráneo, el viñedo, cultivado en suelos de naturaleza limo-arcillosa, con arenas y gravas, y un pH neutro, recibe el insistente azote del viento de esta región nororiental de Cataluña, la Tramuntana. Todo ello, calores sofocantes, vientos frescos, mantenidos y constantes, suelos áridos y austeros, aportan al vino una marcada personalidad varietal y autóctona, reflejo de este particular terroir del Empordà.La vendimia de la Samsó de viñas viejas se realiza a mano. En las instalaciones se realiza una vinificación en negro, se somete a una larga maceración, una fermentación a 25ºC y un periodo de crianza de 18 meses en barricas bordelesas nuevas de roble americano de grano fino. La crianza del vino Perelada Finca La Garriga 2015 finaliza con un largo periodo de reposo en botella.

NOTA DE CATA

Vista : Limpio y brillante, el Perelada Finca La Garriga ha adquirido un intenso rojo cereza con borde granatoso. De capa alta y con una elegante y marcada lágrima de aspecto denso.

Nariz : De exuberante expresión aromática, en la que se aprecia una perfecta armonía entre el carácter frutal de una ciruela-pasa, arándanos, grosellas negras y el frescor de frutillas silvestres rojas, con matices de crianza, la especiada pimienta jamaicana, finas maderas tostadas, cacao y un matiz mineral. Este elegante vino La Garriga de la bodega Perelada presenta un buen equilibrio aromático.

Boca : De entrada fresca y sabrosa, en este Finca La Garriga de Perelada se aprecia una textura carnosa y tacto aterciopelado, con volumen; la fruta, a su paso, se expresa jugosa y madura, muy arropada por sensaciones dulzonas, especias, cremosos torrefactos y un buen carácter mineral. Recorrido largo, agradable y envolvente, con una acidez equilibrada y taninos dulzones, aunque todavía algo presentes. Un vino del Empordà muy bien estructurado. Largo y persistente final con un marcado carácter especiado.

Información adicional

Peso 1.3 kg